Actualidad

Málaga y Barcelona, en la carrera por la Copa América de Vela 2024

En las próximas semanas se decidirá cuál es la ciudad que albergará una de las competiciones internacionales más destacadas

El 11 de marzo conocíamos la noticia: Barcelona presentaba su candidatura para ser sede de la Copa del América de Vela en el año 2024, tal y como adelantó La Vanguardia. Una decisión impulsada por la agencia Barcelona & Partners y que tiene el apoyo de Ayuntamiento, Generalitat, Diputación y el propio puerto de la capital catalana.

La candidatura de Barcelona se une a la propuesta hace varios meses por Málaga, que también aspira a llevarse este Gran Premio que tiene el honor de ser la competición deportiva internacional más antigua del mundo y una de las que más impacto económico deja.

Ambas capitales españolas se enfrentan a las candidaturas de Cork (Irlanda) y Yeda (Arabia Saudí), que también buscan capitanear la trigésimo séptima edición de esta competición internacional.

En el caso de nuestro país, Barcelona parte con la ventaja de tener la experiencia de haber organizado unos Juegos Olímpicos en 1992, además de otros eventos internacionales como el Mobile World Congress. Así mismo, también cuenta con infraestructuras adecuadas que requerirían de una mínima inversión para ponerlas a punto de cara a este campeonato mundial.

Por su parte, Málaga es una ciudad en pleno ascenso, con el turismo como base y con atractivos culturales de primera índole como el Centre Pompidou, que precisamente eligió el Puerto de Málaga para instalar una de sus pocas sucursales en el mundo. En cuanto a las preparaciones necesarias, la ciudad natal de Picasso necesitaría hacer mejoras en su Puerto, así como en el dique de Levante.

Ser sede de este prestigioso campeonato depende de muchos factores y se decidirá en varias semanas por parte de los organizadores, el Royal New Zealand Yacht Squadron (RNZYS) y el Emirates Team New Zealand (ETNZ), que no han concretado la fecha exacta para tomar esta decisión.

Valencia se postuló como candidata

La Copa América de Vela tuvo a Valencia como una posible opción, candidatura que se descartó ante la falta de inversión y de apoyo institucional, tal y como lamentó el Real Club Náutico de Valencia. Una opción que se dejó de lado pese a que la ciudad valenciana ya contaba con gran parte de las infraestructuras necesarias después de la experiencia en las ediciones de 2007 y 2010.

Precisamente en 2007, esta competición generó en Valencia 2.274 millones de euros, detalló el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas, dejando infraestructuras clave en la ciudad y permitiendo generar 74.000 empleos, además de una proyección internacional clave para el posicionamiento de cualquier ciudad.

Sin duda, un atractivo importante en el que ciudades como Málaga o Barcelona luchan para conseguir un revulsivo en el turismo y en la economía de ambas capitales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.